ACCIDENTE AVIÓN TOKIO | Un avión de pasajeros se incendia al aterrizar en el Aeropuerto de Tokio-Haneda

0
20


Un seísmo y un accidente aéreo en dos días conforman el más traumático inicio de año que recuerdan los japoneses. Cinco personas han muerto este marte en el aeropuerto tokiota de Haneda por un choque de dos aviones en su pista de aterrizaje por razones aún desconocidas que ha provocado un espectacular incendio.

El accidente se ha producido minutos antes de las 18.00 (hora local) cuando un avión Airbus A350-900 de Japan Airlines que procedía de Hokkaido con 367 viajeros y 12 tripulantes ha tomado tierra y colisionado contra una aeronave de la Guardia Costera con seis personas a bordo que iniciaba sus maniobras de despegue. Las imágenes muestran una explosión lejana y al primero avanzando mientras es devorado por las llamas. Todos sus ocupantes han escapado por las rampas de emergencia y sólo hay que lamentar una quincena de heridos. En el otro avión sólo ha podido salvarse el capitán Genki Miyamoto, de 39 años, quien a las 17.55 llamó a la Guardia Costera para informar de que su aparato “había explotado” y había podido escapar. El capitán tiene heridas graves pero no peligra su vida.

El Ministerio de Transportes ha explicado a la prensa que está investigando la causa del accidente y que se tendrá que esperar al examen de las comunicaciones entre ambos aviones y la torre de control. No había visibilidad escasa ni fuertes vientos ni otras condiciones meteorológicas adversas. Los mecanismos para el tráfico aéreo y los controladores aseguran un baile de perfecta sincronización entre los que llegan y parten así que no abundan los precedentes de aeronaves en pistas donde aterrizan otras. Es aún más extraño en un país con un ejemplar historial de seguridad aérea y sin accidentes en aviones comerciales durante décadas.

“Una chispa”

“Sentí un golpe, como si el avión hubiera colisionado con algo al aterrizar. Vi una chispa en el exterior a través de la ventanilla y rápidamente la cabina se llenó de gas y humo”, ha explicado un pasajero en el diario ‘Japan Times’. Las imágenes grabadas por el pasaje con sus teléfonos móviles muestran el interior ya tomado por las emanaciones pero sin las imágenes de caos y pánico que se esperarían en cualquier otro país. El fuego acabó por extenderse a toda la nave y el centenar de camiones de bomberos tardaron casi 45 minutos en apagar el incendio.

Un pasajero francés ha explicado que escucharon una “gran explosión” mientras esperaban para despegar en un avión cercano. “Hemos mirado por la ventanilla y visto un enorme camino de llamas por la pista. Las llamas eran cada vez más y más grandes y entonces han llegado los camiones de bomberos”, ha relatado a la cadena CNN.

Noticias relacionadas

El avión de la Guardia Costera, un modelo MA722 de ala fija, se disponía a despegar hacia la prefectura de Niigata con comida y otra carga humanitaria para las víctimas del seísmo del lunes que ya se ha cobrado una cincuentena de muertos. El primer ministro, Fumio Kishida, ha regresado por la tarde a la sala de prensa tras haber comparecido por la mañana para informar del seísmo. Kishida ha calificado las cinco muertes de “muy desafortunadas”, ofrecido sus condolencias a los familiares y subrayado su gran respeto por las víctimas. “Estaban llenas de un férreo sentido del deber y es extremadamente desgraciado y angustioso lo que les ha pasado”, ha añadido.

El accidente ha obligado a cerrar las cuatro pistas del aeropuerto de Haneda y desviar vuelos hacia infraestructuras cercanas. Es el más transitado de Japón y en 2019, el último año prepandémico, sumó 90 millones de usuarios. El accidente ha ocurrido durante las vacaciones de Navidad, uno de los picos de su actividad anual.



Source link

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here