Hoy en TV se estrena una de las mejores películas de acción de los últimos años. Un espectáculo de primera que tardó 36 años en hacerse y arrasó en cines

0
26


Hace tiempo que Telecinco pasó a dar una importancia residual al cine, pero muy de vez en cuando el canal de Mediaset nos sorprende con la emisión de algún título muy potente en prime time. Eso es justamente lo que va a suceder hoy con el estreno en televisión a las 22:00 de ‘Top Gun: Maverick’, sin lugar a dudas una de las mejores películas de los últimos años.

Puro entretenimiento

Es evidente que en Paramount habrían estado encantados de poner en marcha esta secuela nada más lanzar ‘Top Gun’ en 1986. Su enorme éxito en taquilla invitaba a ello, pero Tom Cruise no estaba interesado en ello y tuvieron que pasar más de dos décadas para que se empezase a hablar en serio de hacerla. La trágica muerte de Tony Scott acabó retrasándolo todo aún más, por lo que ‘Top Gun: Maverick’ no llegó finalmente a las salas hasta 2022. Eso sí, arrasó con todo, logrando una recaudación mundial de casi 1.500 millones de dólares.

Gun

El resultado fue un espectáculo de primera que a mi juicio supera con creces a su predecesora. Es verdad que en el fondo no deja de ser un pasatiempo algo vacío en el que incluso se opta por un enemigo inconcreto para no molestar a nadie, pero también es una película que rebosa energía y lo enfoca todo para ofrecer un entretenimiento arrollador.

Claro que hay muchos arquetipos -el personaje de Jennifer Connelly es el más claro- y la deuda con respecto a la primera entrega es clara, hasta el punto de que recicla más de un elemento, pero también es un relato que engancha desde el primer momento y sabe jugar de maravilla con la nostalgia sin confiarlo todo a ello. Además, el crescendo en lo referente a la intensidad está muy bien llevado, tocando techo con un clímax extensísimo que pondrá la piel de gallina a más de un espectador.

El modélico trabajo de Joseph Kosinski tras las cámaras y lo bien acompañado que está Tom Cruise ayudan mucho a ello, pero al final es una película que depende mucho de su estrella y el actor entiende muy bien que es una interpretación que requiere mucho de su innegable carisma, pero también de darle una hondura dramática a Maverick para que realmente haya una evolución en su personaje.

También es un aparato puramente comercial con un toque propagandístico -aunque no tan marcado como su primera entrega-, pero resulta tan entretenida que siempre y cuando aceptes entrar en lo que propone, raro será que no te lo pases en grande.



Source link

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here